Entrevistamos a Celia Muñoz, Secretaria de CMA Córdoba

Muy buenos días hermanos y amigos de CMA,

Me satisface enormemente la entrada del blog de hoy. Como sabéis, CMA esta compuesto por moteros Cristianos en su gran mayoría, pero también hay mujeres en el ministerio, sin las cuales no seria posible el mismo.

Hoy tengo el honor y el placer de entrevista a Celia Muñoz, Secretaria del capitulo de Córdoba y mujer de Javier Serrano, presidente del capitulo y uno de los primeros miembros del ministerio.

12804660_10206227223495903_2602246171919065113_n

– Hola hermana, y bienvenida a esta serie de Entrevistas. Sé que a algunas mujeres les cuesta algo más decirlo, pero ¿Puedes decirnos tu edad y de dónde eres?  

Jajaja. Muy buenas. De momento no tengo ningún  problema en decir que son 45 años los que tengo, y soy de Córdoba.

– Antes de empezar con las preguntas, te agradezco de gran manera, y doy gracias al Señor, por tu participación en la entrevista. Creo que el papel de las mujeres de CMA es muy importante, y damos gracias al Señor por vuestra actividad fundamental en el ministerio.

Gracias a ti por hacerme participe de esta serie. Estoy segura  que  como batallón que somos, cada uno de los que componemos CMA ocupamos un lugar importante, principalmente, porque es el lugar que Dios ha preparado para nosotros, por ello es necesario tanto saberlo  como ocuparlo.

-¿Puedes darnos el nombre de la iglesia a la que acudes? ¿Participas de manera activa en algún ministerio dentro de ella (Alabanza, cena, evangelización, etc)?

Pertenezco a la iglesia “Comunidad de Amor Cristiano” de Córdoba, y de forma más  activa en este tiempo estoy dentro del grupo Red de Vida (Que nos ocupamos de atender a las personas  que van llegando nuevas a la congregación  y derivarlas para que puedan tener la atención  necesaria), y al grupo de coordinación  en los cultos, (que tiene que ver con el orden del culto y la coordinación  de los diferentes departamentos que trabajan durante el mismo, -alabanza,  niños, cañón,  ujieres…)

4208_1091495363982_3744954_n

– Nos gustaría conocer un poco tu historia dentro del mundo Cristiano. ¿Puedes detallarnos la historia de cómo conociste al Señor?

Crecí  en una familia cristiana, que hasta los 12 años estaba dentro de la iglesia católica. Con esa edad, uno de mis hermanos mayores conoció  al Señor de una forma más  cercana en la iglesia  evangélica, y poco a poco fueron detrás  mis otros hermanos y mis padres.  Yo decidí  bautizarme con 13 años, aunque con 15 tuve una  crisis importante que me llevó  a cuestionarme de nuevo mi decisión. Después  de aquella etapa, durante un verano en el que me fui a Inglaterra, todo cambió. Iba con ganas de pasarlo bien, y disfrutar de todo lo que con  16 años te gusta, sin embargo fue muy diferente. Durante el día tenía horas libres en las que me aburría mucho, y no se me había ocurrido echar ni un solo libro (Recordemos que, aunque ahora cueste creerlo, en el 88 no teníamos internet y las llamadas eran muy caras). Mi madre sin embargo, me metió una biblia en la maleta. Siendo lo único que tenía, comencé a leerla con curiosidad y sin filtros ni interpretaciones de nadie. Algo despertó en mí; leía con atención desgranando cada versículo. Mi relación  con Dios cambió, la gracia de Dios sin reproches me envolvió, y me “enamoré  del Señor”. Ya no dependía de lo que yo fuera capaz o no de hacer, ni de los demás, ni siquiera de ir al cielo o al infierno (que no es poco), sino de estar con El. Se convirtió  en mi mejor amigo y consejero tanto en las decisiones más  importantes, como en las pequeñas.

– Tu marido, Javier Serrano, es presidente de CMA Córdoba, un gran capitulo dentro del ministerio. En nuestra web, aparte de en la edición española de la Biker Bible, tenemos su testimonio, y ha servido de ejemplo para muchas personas, sean creyentes o no. ¿Qué significa para ti tu marido y tu matrimonio? ¿Qué papel o papeles desempeña Cristo en la vida de ambos?

Pues mi marido ha sido mi gran regalo de parte de Dios, y mi matrimonio mi mejor inversión. Como decía  antes, ya tenía  a Jesús  como amigo y consejero  cuando empezamos a salir, y tenía el visto bueno de parte de Dios en nuestra relación, por lo que desde el inicio tuvimos  la seguridad de éxito. Eso no quiere decir que todo haya sido fácil, pues el simple hecho de ser creyentes no nos garantiza el éxito, lo que si nos lo garantiza es la aplicación de los principios bíblicos.  En la parábola  que Jesús  compartía  sobre los dos cimientos,  el hombre que edificaba  sobre la roca de forma que las tempestades no destruían lo edificado, lo hacía  con tres pasos:  “Todo el que, 1) viene a mi, 2) oye mi palabra y 3) la obedece” (Lc. 6; 47).  Creo que el matrimonio es el lugar donde más  se evidencia nuestra verdadera cristiandad. ¿Quien de nosotros se compraría una gran moto, y no se preocuparía de leer atentamente las indicaciones del fabricante para cumplirlas escrupulosamente  y  no perder la garantía?.

– Estoy seguro de que tienes un pasaje favorito de las Escrituras. ¿Puedes decirnos cuál?

Cuanto más tiempo vas caminando junto al Señor,  más textos se van acumulando que han sido palabras del Señor directas en distintas etapas. En este tiempo, el final del Salmo 19 me hace meditar:

“¿Quién podrá entender sus propios errores?, Líbrame de los que me son ocultos. Preserva también a tu siervo de las soberbias; que no se enseñoreen de mí; Entonces seré íntegro, y estaré limpio de gran rebelión. Sean gratos los dichos de mi boca y la meditación de mi corazón delante de ti, Oh Jehová, roca mía, y redentor mío.” (Salmos 19:12-14).

15220024_10208238641460095_3814787147400491169_n

– Es posible que lo hayas mencionado antes, pero me gustaría que nos contaras las personas más influyentes en tu vida para dar el paso de conocer a Cristo, y aquellas por las que has orado con fe para que siguieran tú mismo ejemplo, y han acabado aceptando al Señor.

Realmente las personas más influyentes para dar el paso inicial, fueron mi familia de origen, y de forma especial mi madre, que aún dándome libertad de decisión, oraba por mí fervientemente. Es lo que yo procuro hacer con las personas a las que presento el evangelio, soy transmisora de “Las buenas noticias”, pero entiendo que es el Espíritu Santo quien, como fué en mi caso,  trae convencimiento.

– Hablemos un poco de otras cosas. ¿Algún hobbie en especial?

Pues aunque no sea muy popular, me encantan los juegos de mesa. Provengo de una familia de 5 hermanos, que vivíamos en un piso de 70 m, y aprendimos a disfrutar jugando al parchís,  a las cartas o similares. Aparte me gusta leer y escribir.

– Se da el caso de mujeres dentro del ministerio que tienen o conducen motos. En tu caso, ¿Piloto o copiloto?

Pues tristemente sólo copiloto, o “paquete”. Es mi asignatura pendiente, pues aunque siempre me ha gustado conducir motos, sólo he disfrutado las curvas de mi vespino en mi época de instituto. De novios Javier me dejaba su Suzuki 750 para aprender, pero para sacarme el carnet fueron surgiendo otras prioridades. Se me ponen lo dientes larguísimos  cuando veo a las chicas de Alicante y Euskadi en sus rutas.

– Ciertamente digo, que el papel de la mujer en el ministerio de CMA es muy importante, y sé que las mujeres oráis e intercedéis las unas por las otras dentro del ministerio. ¿Qué puedes contarnos acerca de este hecho?

La oración  es fundamental dentro de cualquier ministerio, no hay atajos, y todos los sabemos. Personalmente creo que nuestros principales motivos  de oración, como grupo, han de ser las personas que Dios va poniendo delante, que tienen problemas, tristezas, ansiedades. Orar para que Dios intervenga y para que  nos diga como ayudar, qué decir o callar.

12705625_10206015665886990_8636339379969400280_n

– CMA Córdoba fue el segundo capítulo de CMA España en formarse, por lo que tiene un gran recorrido. ¿Nos cuentas algunas de las mejores y peores anécdotas de todo este tiempo de vida del capítulo?

Bueno, en cuanto a la formación  oficial de capítulo, Córdoba fue la primera como provincia en formalizarse, pero  Alicante y Cádiz ya llevaban tiempo trabajando. ¿Anécdotas?, recuerdo una de las primeras salidas a un pueblo de Córdoba  en el que después  de presentarnos, entregar las biblias y regalo correspondientes,  y pasar un rato con ellos, llegó  el tiempo de irnos. Montándonos ya en las motos, vimos a unos cuantos tipos grandes que venían aceleradamente hacia nosotros al grito de  “eh, cristianos, cristianos, pararse”. Evidentemente nos paramos, mientras nos mirábamos con cara de situación, sin saber muy bien en que vendría a desembocar aquello. Para nuestra sorpresa, era que habían oído hablar de nosotros y no se lo creían, por lo que querían conocernos. Por cierto que tuvimos una charla muy buena y pudimos regalarles una biblia motera a cada uno.

– En tu caso, además eres la Secretaria del capítulo de Córdoba, ¿Qué puedes decirnos de este papel dentro del ministerio?

Creo que es importante llevar orden en todo lo que hacemos. El registrar mediante actas lo que planificamos cuando nos reunimos, o realizar informes de lo que ya hemos hecho, no es sólo  una tarea administrativa, sino que nos ayuda a ver con perspectiva a través  del tiempo los procesos que como grupo atravesamos.

– Si tuvieras que destacar tres virtudes de tu papel como Cristiana, dentro y fuera del ministerio, ¿cuáles serían?

Una de mis prioridades en mi vida como creyente, ha sido y es,  poder  escuchar  la voz de Dios, saber reconocerlo en todas mis circunstancias.  Oír y  escuchar la voz del que sufre,  para poder llevar la consolación de Dios sin palabrería ni proselitismo, sino como transmisora de su gracia, es mi reto cada día.

1237971_10200759494366092_1748396472_n

– No todas las mujeres de miembros pertenecen a CMA ¿Qué es lo que te atrajo del ministerio de CMA? ¿Qué consejos le darías a aquellas que no han dado el paso?

Una de las bases de nuestro matrimonio desde los inicios,  fué procurar tener el máximo  de actividades juntos, pero además,   CMA vino a ser parte de un proceso que el Señor estaba llevando en nuestras vidas.  ¿Consejos?, sólo  el que todos sabemos, prestar  atención  a la dirección  de Dios,  que no tiene por qué  ser igual en todos.

–  Como siempre, me gusta acabar hablando a aquellos que no tienen a Cristo en sus vidas. Imagínate que te están leyendo ahora mismo, ¿Qué le dirías para que conocieran a Cristo en su corazón?

Que ya están tardando en ir a su habitación, y en soledad, con un corazón sincero, decirle a Dios que quieren conocerle de una forma personal. Que cojan su biblia, y la lean  con atención.  Sencillamente decirles  que Dios es real y que hoy tienen  la oportunidad de cambiar el rumbo de su vida, recalcular su ruta para llegar al mejor destino aprovechando de la mejor manera el camino.

 

Damos gracias a Celia por su participación y su implicación en el ministerio, de la misma manera que por sacar tiempo para esta entrevista, de la que estoy seguro todos hemos aprendido algo. Le deseamos una gran bendición a Celia y a su familia de parte de nuestro Señor.

Bendiciones

 

 

Anuncios

3 comentarios sobre “Entrevistamos a Celia Muñoz, Secretaria de CMA Córdoba

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s